Hasta los hombros, hasta el cuello, largo o corto. Lo cierto es que el cabello es uno de los rasgos que más nos definen. Y, según un estudio,