La flacidez de la piel es un proceso natural que se va produciendo a medida que pasan los años. Es más evidente en ciertas partes del cuerpo como, por ejemplo,